20 ene. 2011

Fauna de las Hadas

En este tranquilo lugar incluso la naturaleza tiene sus propios poderes. Los animales y árboles están protegidos por las hadas, por eso con tanta frecuencia yerran los disparos los cazadores.

La fauna del País de las Hadas es muy variada. Cuentan que allí podemos encontrar la mayoría de los animales que pueblan nuestros bosques, como los ciervos, cabras, venados, pero también se descubren animales desconocidos nuestros ojos.
 Entre las distintas especies de animales que se descubren, unas son benéficas para el ser humano, al que conceden sabiduría o fecundidad, pero otras son salvajes y peligrosas.
El empleo que hacen las hadas de los animales es similar al de los hombres: domestican los perros, los caballos, cuidan los rebaños, protegen los peces, etc., y, al igual que los humanos, también los domestican para que les acompañen y les ayuden.

Uno de los animales más queridos por las hadas es el caballo, y entre los caballos prefieren los más pequeñitos, con los que participan en las cabalgatas. Además de estos pequeños caballos con los que asisten a los desfiles, otros caballos famosos en el País de las Hadas son unos acuáticos que dicen que tienen poderes sobrenaturales. Viven en el mar y, cuando llega el mes de noviembre,  salen a la superficie a galopar por playas y campos. Son los mejores corceles que podemos encontrar, de galope veloz y buena planta, por eso son tan apreciados entre los mortales.  Pero estos corceles encierran un gran peligro.

 Cuentan que si alguna vez te encuentras uno debes arrastrarlo hacia la tierra e impedir que se vuelva y mire el mar, porque si se revuelve y lo ve, arrastra con él todo lo que lleve. Muchos relatos cuentan historias de hombres que, montados en sus grupas, fueron conducidos violentamente hacia el mar hasta ser ahogados.

Entre los animales domésticos el perro es uno de los favoritos de las hadas, que domestican para que les ayude con el rebaño y las acompañen en la caza, una de las aficiones preferidas de las hadas. Estos perros son fieles y su olfato es muy fino. A los perros de caza se les conoce como “los sabuesos de la colina”. Algunos hombres que contemplaron a una jauría de perros de caza contaron sorprendidos que estos perros tenían una apariencia nada normal, que su pelo era de un blanco resplandeciente, y sus orejas y ojos eran de color rojo.
Pero no todos los perros del País de las Hadas han sido domesticados, algunos son violentos y salvajes. Entre los más conocidos por su fiereza destacan dos razas:  los “perros negros”, muy grandes y peludos que tienen el poder de estallar si alguien los golpea; y los temidos “sabuesos presumidos del diablo”, que en lugar de cazar animales cazan almas.

Otro animal frecuente en los cuentos de hadas es el gato, del que se cuenta que es un animal muy inteligente

El gato y sus connotaciones también forma parte de nuestra cultura. Si nos cruzamos por la calle con un gato negro, todos sabemos que nos traerá mala suerte, y si lo lleva una bruja, además de astuto será malvado. En el País de las Hadas cuentan que hay un gato muy peligroso y terrorífico, conocido como “Orejas grandes”, que podemos hacerlo aparecer si lo invocamos.


Otros animales, por el contrario, poseen poderes benéficos para el hombre, como un pez que dicen que al comerlo aumenta la fertilidad o los salmones, que dan la sabiduría a quienes los comen y les permite ver el mundo élfico.

Tampoco hay que olvidar la cantidad de aves que cruzan los cielos, como águilas y halcones, o la cantidad de animales que habitan nuestros bosques, como lobos, osos, cabras y ciervos, que también habitan en su mundo y están protegidos por las hadas.